Project Description

¡Comparte esta excursión!

Aledo y el estrecho de la arboleja

Visita del conjunto histórico de Aledo, que está declarado Bien de Interés Cultural (BIC). En él podremos visitar La Torre del Homenaje, construcción medieval de tres plantas de finales del s. XIII, que es actualmente el Centro de Interpretación de la villa y dispone de un extraordinario Mirador al Parque Natural de Sierra Espuña con un primer plano de El Morrón (1583 m.); la cumbre de Sierra de María (Almería); el mar por Mazarrón y varias serranías relevantes del entorno, como la Sierra de la Tercia. Situada en las proximidades de la Torre del Homenaje se encuentra La Picota, (obra de fines del s. XVI) utilizada como método de tortura. Es la única conservada en la Región de Murcia; La Iglesia de Santa María La Real, (1761-1803), situada en el emplazamiento de una antigua mezquita, es el segundo templo católico, de estilo barroco final con acabados de influjo neoclásico. En su interior alberga esculturas de Francisco Salzillo. La Puerta de las Tradiciones (obra de 2009), es el reflejo de la herencia cultural y artística de los moradores de la villa.

El estrecho de la Arboleja, también llamado de la Agualeja o Algualeja es uno de los paisajes con más fantasía de la Región de Murcia. Calificativos como “sorprendente”, “increíble” son las exclamaciones de quienes visitan este impresionante cañón situado a las afueras de Aledo

A continuación realizaremos una breve parada en la Pasteleria La Muralla, donde podremos degustar de algunos pastelillos, dulces o salados, típicos de la región, antes de emprender el camino hacia el Estrecho de la Alboreja.

El estrecho de la Arboleja, también llamado de la Agualeja o Algualeja es uno de los paisajes con más fantasía de la Región de Murcia. Calificativos como “sorprendente”, “increíble” son las exclamaciones de quienes visitan este impresionante cañón situado a las afueras de Aledo. Es una zona de gran interés paisajístico, ecológico y cultural calificado como Lugar de Interés geológico (LIG). El estrecho forma parte de la Rambla de Lébor y es un desfiladero similar a un túnel en el que aprovechando la presencia de agua, los musgos y otros organismos tapizan sus paredes proporcionando una sensación muy fresca, especialmente en verano. El interior del estrecho de la Arboleja es un templo natural en la roca. La luz entra al interior coloreando las paredes convirtiéndolo en un lugar de fantasía, preciosas estalactitas, musgo y plantas como la cola de caballo tan escasa en esta región.

Con guía 4,5 Horas – De 10:00 a 14:30 hrs.

Mínimo 2 personas Precios por persona
2 Personas 35,00 €
3 o 4 Personas 25,00 €
4 Personas o más 20,00 €